EL DESABASTECIMIENTO POR LOS PRECIOS MÁXIMOS

Un estudio de una consultora aseguró que el programa Precios Máximos distorsiona el mercado, afecta a las empresas y no beneficia a consumidores.


Las primeras marcas lograron en un año elevar del 49% al 52% su participación de mercado gracias a promociones y ofertas de productos de consumo masivo, pero redujeron 72% el surtido de esos artículos.

Así surge de una investigación elaborada por la consultora Focus Market vía Scanntech, un sistema que utiliza un lector de scanner instalado en 670 puntos de venta de todo el país.

Para la consultora, el programa oficial de Precios Máximos, recientemente extendido hasta el 15 de mayo, fue el motivo que generó esta distorsión entre primeras y segundas marcas y la menor oferta a la que tienen que recurrir los consumidores.

«Una de las consecuencias del programa Precios Máximos es que sobre 1.865 ítems de consumo masivo relevados cayó 72% interanual el surtido de las primeras marcas», advirtió el estudio al analizar las consecuencias del plan oficial.

Se extendió el programa

La Secretaría de Comercio Interior prorrogó por quinta vez la vigencia del Programa Precios Máximos, que se extenderá hasta el 15 de mayo próximo.

Además, instó a las empresas que forman parte integrante de la cadena de comercialización que forman parte del Programa, a «incrementar su producción hasta el máximo de su capacidad instalada y a arbitrar las medidas conducentes para asegurar su transporte y provisión».

«Los resultados están siendo contrarios a los buscados, la evolución de precioscontinúa sostenida, las marcas lanzan nuevos productos de la misma categoría con diferentes atributos para sortear el programa precios máximos y permanecer con operaciones rentables y se incrementa las ventas de las primeras marcas con precios de cuasi promoción al no tener incremento de precios«, explicó Damián Di Pace, director de la consultora.

Advirtió que «quienes aceptan las condiciones de incrementar la producción al máximo de su capacidad instalada son premiados con incrementos de precios que afectan a la rentabilidad de la empresa mientras que quienes no cumplen con el incremento de su producción son sancionados no teniendo aumentos con suba de costos lo cual implicará mayores daños en la inversión, producción y empleo en el futuro», según consignó la agencia NA.

El especialista indicó que «en muchos casos, las grandes empresas se ven obligadas a discontinuar líneas de productos que eran sostenidas por la rentabilidad de sus productos estrellas que en el actual contexto de congelamiento de precios las obliga a retirar productos y marcas del mercado o a disminuir el volumen de producción».

Fuente: iProfesional

Constanza Manzur1206 Posts

Llevando las noticias día a día a los ciudadanos de Traslasierra.

0 Comments

Leave a Comment

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register