ARGENTINOS VARADOS: CAFIERO SE NIEGA A HABLAR

La decisión que adoptó el gobierno nacional el 25 de junio cuando restringió a 600 pasajeros diarios el cupo que puede ingresar al país desde el exterior sigue envuelta en la incertidumbre. 

Las aerolíneas se vieron obligadas a cancelar vuelos de forma repentina, lo que dejó a miles de argentinos y residentes en el extranjero. También provocó un fuerte malestar en el sector aerocomercial, que ya venía golpeado por otras decisiones en materia económica.

Según las autoridades, esa determinación se fundó en los resultados de la Dirección Nacional de Migraciones, el organismo de control que semanas atrás reveló que cerca del 40% de las personas que habían salido de Argentina y regresaron, violó el aislamiento obligatorio. A estos números se les sumaron las evaluaciones que realizó el Ministerio de Salud que expresó preocupación por la circulación de la variante Delta de la Covid-19.

El viernes 9 de julio se vence el último DNU del presidente Alberto Fernández con el que se decidió mantener algunas actividades restringidas. Ese DNU vino acompañado de la Decisión Administrativa que derivó en la reducción de vuelos. Este domingo la Cámara de Líneas Aéreas en Argentina (JURCA) volvió a reclamar una reunión con funcionarios del Gobierno y, a través de una solicitada, advirtió que “la demora de muchos pasajeros para retornar a sus hogares podría extenderse en hasta 5 meses”. En la Casa Rosada, fuentes de la jefatura de Gabinete dijeron que no recibieron ningún pedido aún.

En este sentido, la Cámara solicitó “con urgencia” una reunión con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, “para analizar, en primer lugar, la imperiosa necesidad de programar vuelos que permitan el retorno de los argentinos que se encuentran en el exterior, pero asimismo la eliminación de cupos restrictivos, la ampliación de la capacidad de testeos/hora en los aeropuertos habilitados, la habilitación de aeropuertos internacionales del interior como corredores sanitarios seguros, y la autorización de vuelos internacionales para períodos de por lo menos 3 meses vista”.

“La norma publicada el 25 de junio y aplicada en forma inmediata redujo en forma repentina el ya muy limitado cupo de pasajeros diarios que las compañías aéreas podíamos transportar hacia Argentina, de 2.000 pasajeros previo a su dictado a solo 600 pasajeros diarios. Esta drástica medida representa un tope promedio de 2 (dos) vuelos diarios en todo el país, que equivale al 2% de lo que la industria transportaba prepandemia”, señalaron las autoridades en el texto. Y agregaron: “La industria aérea requiere contar con un marco de funcionamiento de mayor previsibilidad, como sucede incluso en esta época de pandemia en los más de 1.500 destinos a los que se vuela hoy alrededor del mundo. Desde la implementación de estas restricciones y modalidades de aprobación de vuelos, la República Argentina ha visto fuertemente afectada su conectividad con el resto del mundo y tememos que ello se agrave más aún”.

En el Gobierno existe malestar con los empresarios de IATA (Asociación Internacional de Transporte Aéreo) porque en el Ministerio de Transporte estaba todo preparado para realizar una teleconferencia con ellos la semana pasada. 


Fuente: Infobae

Constanza Manzur1578 Posts

Llevando las noticias día a día a los ciudadanos de Traslasierra.

0 Comments

Leave a Comment

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register